Terapia Arte Espiritual

15 – El Diablo

Ego: El Gran Oponente

Antes de Comenzar

El arquetipo: EL DIABLO, es un símbolo que desde tiempos inmemoriales ha causado fuerte impacto psicológico y espiritual sobre el ser humano. Sugerimos que hagas esta terapia bajo la guía y vigilancia de un profesional espiritual, para poder sanar la oscuridad dentro de ti en lugar de conectar con la oscuridad externa.

El Terapeuta Espiritual deberá ayudarte a fortalecerte y empoderarte y así poder sanar el lado oscuro de tu personalidad.

Yo Soy – El Diablo es una técnica de sanación que busca solo reconocer tu propia oscuridad para sanar y transformarte.

Siempre coloca a Dios de primero. Mencionar las palabras YO SOY es conectarse con la energía del creador y sintonizar la energía de su Divinidad, para que fluya a través de ti.

Te recomiendo que antes de comenzar, reces la coronilla de San Miguel Arcángel para que estés protegido durante este proceso. Si durante esta terapia llegarás a sentir miedo, detente de inmediato y pronuncia las palabras: YO SOY LUZ. Repite esta afirmación las veces que necesites hasta recuperar tu equilibrio. 

Estás listo? Muy bien! Comencemos!

Coronilla a San Miguel

Te recomiendo que antes de comenzar, reces la coronilla de San Miguel Arcángel para que estés protegido durante este proceso.

Estás listo? Muy bien! Comencemos!

Afirmaciones de Poder

Lee en voz alta, despacio y con calma una a una las siguientes afirmaciones: 

Yo Soy la luz que vence mi propia oscuridad.

Yo Soy el ego que puede reconocer dentro de mi al más grande oponente.

Yo Soy las cadenas del pecado, que atan a mi espíritu en este plano físico.

Yo Soy la expresión sana de mi sexualidad.

Yo Soy la influencia positiva y racional de mi propio desarrollo personal.

Yo Soy la fortaleza que puede vencer todos los vicios de la vida.

Yo Soy el poder de vencer la amargura en mi carácter.

Yo Soy la nobleza que transforma los pensamientos negativos en positivos.

Yo Soy la capacidad de detener el auto-sabotaje de mi propia felicidad.

Yo Soy la principal fuente de autodestrucción que debo detener.

Yo Soy responsable de los resultados que generan mis decisiones tóxicas.

Yo Soy la fortaleza que no es esclava de las pasiones.

Yo Soy la rectitud que ninguna maldad desvía.

Yo Soy la presencia del Creador que destierra a los seres de las tinieblas.

Yo Soy la valentía de aceptar y cambiar los aspectos negativos de mi personalidad.

Escucha tu Ser

 Grabe usted mismo, una nota de audio con su propia voz. 

Lea cada oración, dejando un espacio de silencio entre cada una de las afirmaciones, que sea lo suficientemente prolongado para poder repetirlas después.

Póngase de pie frente al espejo, y escuche cada afirmación de poder, buscando conectar con la realidad de esas palabras dentro de usted. Escucha el audio de tu grabación y repite cada oración en voz alta mirando tu alma a través de tus ojos.

Realiza esta actividad muy despacio y con calma, enfocando tu atención en escuchar, sentir y pronunciar cada una de estas frases de sanación.

Escucha tu voz, mira tus ojos y sana tu alma.

Meditación Contemplativa

Pensamiento Central: Yo Soy – El Diablo

Este pensamiento central, es sin duda el mayor desafío para comprender. Observar la oscuridad fuera de ti, siempre resulta más sencillo que lograr reconocer las tinieblas que se encuentran en el interior de tu ser.

Observa cuidadosamente la imagen de la iconografía de este arquetipo. Medita por unos minutos todos los símbolos que encuentres en su representación gráfica.

No temas! Confía en El Poder de Dios que irá iluminando toda tu vida.

Imagina que es un espejo que te llevará a ver dentro de ti mismo… Observa con atención sin juzgar, cuales de los 7 pecados capitales están más presentes en ti, siente las reacciones de tu mente y de tu cuerpo.

Anota tu experiencia en una libreta, y escribe cuales son tus ideas para lograr cambios positivos.

Ejercicio de Sanación

La ignorancia es la oscuridad que solo la luz del conocimiento puede vencer.

Por ello, necesitas hacer consciente aquellas cosas negativas de tu personalidad, y meditar en tus imperfecciones. Podrás sin duda aprender a dominar ese Diablo, representado dentro de ti, que solo está buscando amor y redención.

Colócate de pie frente al espejo, dirige tu mirada fija y amorosamente hacia el reflejo de tus ojos, y conectando con tu naturaleza negativa.

Medita sobre los 7 pecados capitales, e identifica cuales están dentro de ti:

  • Lujuria.
  • Ira.
  • Soberbia.
  • Envidia.
  • Avaricia.
  • Pereza.
  • Gula.

Invoca al Arcángel Miguel, levantando tus dos brazos al cielo mientras dices en voz alta: Quién como Dios? Nadie como Dios!.

Visualiza una esfera de color azul intenso luminiscente, que nace de tu estómago y se va expandiendo más y más. Permite que con cada respiración la esfera vaya aumentando de tamaño. Continua el ejercicio hasta lograr ver todo tu cuerpo cubierto de esta brillante luz azul de San Miguel. 

Ahora cierra tus ojos e imagina que sostienes una espada en tu mano, colocando toda tu atención y tu máxima capacidad de energía mental para entrar en sintonía con el poder del Padre Celestial. Ahora realiza movimientos con tu espada, para cortar las cadenas que te mantengan prisionero de esas tinieblas.

Toma consciencia que eres un guerrero de la luz, usando esta espada tantas veces como la necesites.

Define

Redacta al menos tres conceptos sencillos de lo que para ti significa quién es: EL DIABLO.

Escribe en una libreta los significados que pueda tener para ti este personaje.

Ahora medita en tus conceptos sobre El Diablo y reflexiona. Cómo es la oscuridad en mi personalidad?

Colorea

El Diablo

El arte nos proporciona la capacidad de poder trabajar sobre nuestra mente, al permitir expresar libremente pensamientos, sentimientos e ideas. El tarot es reconocido por ser un arte adivinatorio, capaz de reflejar lo que hay dentro de subconsciente de la persona. Al acceder con esta herramienta, un psíquico puede predecir el presente, el pasado y hasta el futuro.

En esta oportunidad, usaremos el Arte del Tarot como herramienta de terapia, para permitir que el paciente pueda expresar las cargas emocionales que lleva dentro de sí mismo.

El Coach o Terapeuta Espiritual podrá interpretar, lo que el paciente ha expresado con el uso del color sobre estas antiguas iconografías, cargadas de misticismo y significados.

De cualquier forma, el espíritu es sabio. Con tan solo colorear y observar lo que expresaste artísticamente, dejas liberar todo el contenido de información espiritual que está reprimido dentro de tu ser.

Siente la libertad de usar los colores que tu alma te vaya guiando, esto te llevará a sanar algunas heridas.

Dibuja

Luego de haber meditado este arquetipo dentro de tu personalidad, dibuja tu propia versión artística de: EL DIABLO.

Has una representación de ti mismo siendo este personaje, como un reflejo gráfico de este símbolo en ti mismo.

Deja que el arte pueda manifestarse a través de ti, sin juzgarte. Hazlo divertido!

Firma tu obra

Para Finalizar

Después de haber coloreado el arquetipo: EL DIABLO, y dibujado tu propia versión de este simbólico personaje…

Arruga ambas hojas haciendo unas esferas de papel, y luego quémalas al fuego.

Observa como la luz siempre es capaz de vencer la oscuridad, y enciende la luz interna Diciendo en voz alta mientras se consumen al fuego: YO SOY LUZ.

Te invitamos a participar en nuestras terapias personalizadas usando el Arte como proceso de sanación espiritual, para poder recibir asesoría, interpretación y guía.

Solicita nuestro servicio vía WhatsApp enviando un mensaje al +1(954)699-11-73

Mariana Soto

Terapeuta Espiritual

Experiencias durante la Terapia

Comenta tu experiencias con nosotros escribiendo en los comentarios para contarnos como te fue en esta terapia de Arte Espiritual.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *